Nuestros entrenamientos de CrossFit están estructurados en sesiones de unos 60 minutos. Teniendo en cuenta de que las sesiones de CrossFit son muy intensas solemos organizarlas de la siguiente manera:

Calentamiento/Técnica/Fuerza (10′-20′): Empezaremos estirando, aumentando un poco el ritmo cardiovascular y practicando ejercicios de técnica que nos irán ayudando no sólo para los distintos entrenamientos sino también en conseguir nuestros objetivos, y aumentar nuestra fuerza y potencia.

WOD o EDD (15′-30′): “Workout Of the Day” o “Entrenamiento Del Día”. Se trata de la parte del entrenamiento más intensa y donde más ejercitaremos todo nuestro cuerpo.

Abdominales, estiramientos y vuelta a la calma (10′-15′): Recuperaremos el aliento, bajaremos pulsaciones, trabajaremos la parte central del cuerpo y volveremos a estirar.

Las clases están estructuradas en grupos reducidos de máximo 12 personas bajo la supervisión de 1 entrenador titulado y aunque principalmente se realizarán dentro del box, dependiendo del WOD o entrenamiento podremos utilizar zonas de exterior como pistas de atletismo cercanas, parques o playas.